Casenbiotic es un probiótico, es Lactobacillus reuteri Protectis. Se trata de una bacteria viva (lactobacilo) que existe de forma natural en nuestro sistema digestivo, especialmente en la zona intestinal, formando parte de la flora. Este probiótico está formulado especialmente para ayudar al tratamiento de procesos diarreicos, como por ejemplo los que se sufren durante una terapia con antibióticos. Cuando se toman antobióticos parte de la flora intestinal (y otras floras) se pueden ver dañadas, siendo muy frecuente que se padezcan diarreas mientras se está con esta medicación. Cuando se tiene diarrea, parte de la flora intestinal se ve dañada,  y Casenbiotic actúa devolviendo el equilibrio a la flora intestinal. El lactobacillus reuteri es propio de los humanos y por tanto tiene una gran afinidad por el epitelio del intestino. Además, el propio lactobacillus reuteri sintetiza reuterina, un compuesto antimicrobiano, que actúa sobre determinados patógenos intestinales causantes de muchas recaídas en procesos diarreicos. La ventaja principal de Casenbiotic frente a otros probioticos es que se puede mantener a temperatura ambiente, no necesita frio (no superar los 25ºC) y que es muy sencillo de tomar. La dosis es de un comprimido al día masticado (sabor fresa o limón) o de un sobre. Los sobres no tienen sabor alguno, por lo que son ideales para tomar disueltos en agua o espolvoreados sobre un postre lácteo, pues no alteran su sabor. La composición de 1 sobre o de 1 comprimido cuenta con 100 millones de Lactobacillus reuteri Protectis (10 8 UFC). Además de edulcorante y aromas. No contiene ni glucosa, ni lactosa, ni gluten, por lo que son aptos para administrar en diabéticos, celiacos o intolerantes a la lactosa.  

  Casenbiotic y lactancia (mastitits) .

 La mastitis es una inflamación de las mamas que muchas veces viene acompañada de infección. Normalmente sucede cuando un conducto del seno se obstruye y cuando al aparecer una grieta en la zona del pezón, pues en ambos casos se es más susceptible al crecimiento bacteriano y a que se producza una infección. Por esto es muy frecuente que aparezcan mastitis durante la lactancia. Recientes investigaciones has estudiado el uso de Lactobacillus ( como el Lactobacillus reuteri Protect del Casenbiotic) como tratamiento en las mastitis. Estos estudios se basan en que la propia leche materna contiene lactobacillus. Al tomar probióticos la flora bacteriana de la zona de la mama se ve reforzada contribuyendo a mejorar la evolución de la infección y por tanto mejorando la sintomatología de la mastitis. Además la síntesis de reuterina por parte de este lactobacilo actúa como antimicrobiano, combatiendo a los patógenos causantes de la infección.  

  Casenbiotic en bebés y niños.

Casenbiotic se puede administrar a partir del año. Siendo para ellos ideal el formato en sobres pues no tiene sabor y se puede mezclar junto con la leche o papilla ( siempre a temperatura ambiente, no calentar por encima de los 25ºc) 

Similares a: Casenbiotic comprimidos masticables sabor limón.